Your community connector

Lo que deberían habernos enseñado

Locations: Columns, Español Published

La educación es sumamente importante, pero como en todo, siempre encontrarás huecos en lo que se te ha enseñado. La vida después de la preparatoria o incluso después de una carrera universitaria suele ser muy distinta a lo imaginamos. 

Recuerdo cuando elegí mi primer carrera, todos se impresionaron cuando decía que quería ser psicóloga bilingüe, pero cuando eso cambió y decidí ser una artista, la gente le daba miradas de lástima a mis padres, como si dijeran, “pobrecitos de ustedes”. 

  • RJ PADDY thumbnail

Como hijos de inmigrantes, muchas veces sentimos la responsabilidad de hacer que el esfuerzo y sacrificio de nuestros padres sea validado a través de nuestro éxito. Muchos de nosotros crecimos con la expectativa de elegir carreras como la de ingenieros, abogados y doctores. A pesar de que las bellas artes son la piedra angular de la cultura, el declararse un artista a menudo se convierte sinónimo a la frase: el artista muerto de hambre.

La gente siempre se encuentra intrigada al saber si las ventas de tus obras te están sosteniendo financieramente. El seguir tus sueños en bellas artes se convierte en un desafío a las fibras que sostienen la sociedad. Aunque no sea por malicia, el ego se siente retado, y hay cierta satisfacción al saber que quien se arriesgó a salir del status quo no ha encontrado el éxito. Porque de lo contrario, nos haría cuestionarnos a nosotros mismos y lo que hemos escogido como oficio. El arte, más allá de considerarse una carrera viable, se ha convertido en un hobby, algo que se hace después del trabajo o los fines de semana.

  • Aspen Travel thumbnail

Las clases de arte en el sistema de la educación pública siempre se han visto como asignaturas electivas. Cuando el distrito escolar se ve en problemas de recortes presupuestarios, lo primero que se va son las asignaturas como artes plásticas, música, teatro y baile. 

No propongo que todos deban escoger arte como su carrera ni mucho menos que todos deban desarrollar el talento para crear obras maestras. Pero si pienso que el valor a estas asignaturas y a quienes se quieren dedicar a ellas debe de cambiar. El arte, no es solo para el artista. A través de diferentes asignaturas que se consideran más importantes como las matemáticas, ciencias y literatura por nombrar algunas, el arte se complementa con ellas.

  • Novus Glass thumbnail

Hace algún tiempo, escuché un discurso llamado, ¿Las escuelas matan la creatividad? por Sir Ken Robinson por medio de TedTalk. En su discurso, Robinson habla sobre la diversidad de la inteligencia. Durante la revolución industrial, se le dio prioridad a las materias que resultarían en trabajos que beneficiarían a la industria. Hoy en día, nos vemos en un gran problema porque nuestra inteligencia se encuentra limitada. 

Hay estudiantes que son brillantes pero se les ha hecho sentir como si no lo fueran debido a que académicamente han fracasado. Similarmente, para aquellos estudiantes que sobresalen en materias como matemáticas su habilidad de innovación se ve confinada ya que su creatividad no se ha fomentado. Si es que tendremos un futuro con cultura y soluciones a problemas grandes, necesitamos poder pensar críticamente y creativamente combinando todas las asignaturas y dándoles el mismo valor.

  • KDNK thumbnail

Hasta hace poco, aún seguía considerando retomar la carrera de psicología para ver si así podría sentirme exitosa y enorgullecer a mis padres. Solo me basto cuestionar mis motivaciones para darme cuenta de que yo misma me creía el estigma de escasez de ser un artista. Actualmente, hay una inflación académica. Ya no basta tener una licenciatura, ahora, necesitas un posgrado o incluso un doctorado. He visto a artistas, gente sumamente talentosa, darse por vencidos y sentirse obligados a escoger una carrera distinta por miedo a fracasar. Ese miedo se ha enseñado en nuestra escuelas. Robinson dice, “Si no estás preparado para estar equivocado, nunca encontrarás nada original.”

Ideas originales son producto de la creatividad y son tan importantes para un artista como lo son para un científico. Esas ideas son las que necesitamos en un mundo que está constantemente evolucionando tecnológicamente y que se ve en problemas ambientales. Un título universitario no garantiza un trabajo como lo hizo un tiempo atrás. Ahora nos toca ser emprendedores con ideas innovadoras sin importar la carrera que hayamos elegido. 

  • Aspen Hope Center thumbnail

El mundo y nuestra sociedad necesita a gente que esté capacitada para pensar y crear de forma colectiva, compartiendo unos con otros sus fortalezas.

Want to read Vanessa’s column in English? Visit her blog at www.vanessaporras.art/new-blog

  • Dave Taylor thumbnail
Tags: #al no artista #arte #educacion #Vanessa Porras
▲Top ▲Top